Press "Enter" to skip to content

Gran Torino

“ Se gastaban miles de millones en combatir la contaminación, pero así y todo, no fue posible salvar el Báltico, y encima no paraban de construirse más carreteras y se destruía cada vez más la naturaleza”

El hombre que quería ser culpable
Henrik Stangerup

La ministra de justicia no paraba de apelar al orden público cuando la entrevistaron el otro día por televisión. Se hace una ley ex profeso, ad hominem; para exhumar los restos de Franco. Y a la vez se determina dónde no se le puede volver a enterrar, para evitar, según decía; su exaltación. Ese tic, paradójicamente le recuerda a uno, al TOP (Tribunal de Orden Público).

El orden público es un concepto político y jurídicamente, indeterminado. Hace falta, orden, claro, pero ¿Que orden?. Las democracias por lo general se caracterizan por admitir la disidencia a diferencia de las dictaduras que las elimina. El poder que siempre tiene algo de paranoico, sospecha. Pero ¿cabe hacer leyes a medida? ¿Se conjugan en este caso los derechos individuales en una democracia? ¿No es el sistema democrático quien admite más la libertad de expresiòn?

El concepto de derecho adquirido es también el resultado del progreso jurídico, junto con la seguridad jurídica que engloba al principio de legalidad. Si uno compra un coche que gasta diésel , por ejemplo,porque a la postre amortizará el gasto; y luego por razones de contaminación etc, lo que antes era blanco ahora negro, ¿ como se compensa a nuestro ciudadano? ¿ con la incertidumbre?

En un gimnasio, (ahora se llama complejo deportivo) reza un lema: unas setenta mil personas mueren al año por sedentarismo. Y por colesterol, por no seguir una dieta equilibrada, por practicar deportes arriesgados, por infecciones respiratorias.. por cierto, nuestro combustible es el oxigeno…etc. Por este camino no vamos bien. También los volcanes contaminan mucho y tampoco sabemos cuando será la próxima glaciación.

Decía Quevedo, que vivir es ir muriendo. ¡Que tenemos que cuidar de nuestra casa, claro,! de ahí viene la palabra oikos, y eco… pero no desde una vía unilateral. Porque ¿Cuantas personas en el mundo han aumentado su nivel de vida, el progreso científico, médico etc, gracias a un sistema que lleva implícito la “contaminación”?. Parece, por cierto, poco ecológico desechar vehículos diesel nuevos y cambiarlos por eléctricos para ampliar el cementerio de coches.

Pero lo que realmente me preocupa, es mi particular Torino, un Skoda del año 2000, que me ha salido muy bueno y no tengo ganas de cambiarlo por moderneces; y va pasando la ITV. Ya no podría entrar por el centro de Madrid y dentro de poco tampoco por las Baleares y a lo mejor no podría hacer un desfile de coches antiguos o no podría salir ufano en las páginas del diario ideal.

¿Le tendrían que hacerle una ley especial?

Mientras tanto, millones de personas mueren al año de hambre, como nos recordaba hace poco Manos Unidas, una de las mejores ONGs del mundo. Ya decía aquél, que más cornás da el hambre (con perdón).

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies